MUNDIAL 2ª. DE DOS PARTES.

 

Imagen

MUNDIAL 2ª. DE DOS PARTES.

 Antes que nada, una disculpa porque en la entrega anterior metí, en el Grupo A, a Brasil y a Alemania cuando debió decir: “Brasil y México”. La única explicación es que me dejé llevar víctima de la emoción. En otro orden de ideas, vale, lo admito, mis predicciones no fueron del todo exactas; de mis vaticinios, acerté en el 75% de los casos, pues me equivoqué con Italia, aunque advertí: “No más falta que Uruguay derrote a esta última para acabar de poner al mundo de través”; con Bosnia, aunque de ese grupo literalmente dije que, “en un principio yo le iba a Nigeria”; con Portugal, si bien en este caso aclaré: “No debemos descartar que los Estados Unidos, ¡Oh, my God!, den la sorpresa”; y con Rusia, ahí sí sin disculpa posible pues nunca sospeché su derrota frente a Argelia. Nada mal para alguien que, después de todo, solo se interesa por el futbol cada cuatro años.

 Pero en la entrega anterior no hablábamos del Mundial, según creo recordar, sino del ridículo mundial que hace el Gobierno del Estado presumiendo, en Europa, ante la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), su modelo de pensiones del que se dice, nada más y nada menos, que es: El mejor del Mundo.1 Solo les faltó decir, por supuesto, que es el mejor del Mundo Mundial y de sus alrededores, la Luna incluida.

 Un dato. Uno solo. Noruega es miembro de la OCDE desde su origen; al lado de Canadá, Estados Unidos, Inglaterra, Dinamarca o Islandia, Noruega pertenece a la organización desde 4 de julio de 1961 -exactamente cinco años y un día antes de que yo abriera mis ojitos a la luz del Mundo por primer vez, cabe apuntar (amable recordatorio para mi nutrido público lector de 86 pares de ojos de que el 5 de julio cumplo años)-.Pues bien, Noruega cuenta con la mayor reserva del mundo destinada a pensiones de retiro, aproximadamente a 161,000.00 dólares por habitante; equivalentes a 2 millones 173 mil 500 pesos.2 De hecho, el Banco Noruego de Manejo de Inversiones (NBIM, por su sigla en inglés) gestiona el mayor fondo del orbe por ese concepto, pues casi todos los ingresos petroleros de ese País se invierten con ese propósito. Vale la pena detenerse a examinar con cuidado la información anterior: No se trata solo de empleados públicos, sino de todos los trabajadores de ese gran país y, repito, hablamos de una cifra que supera los 160 mil dólares, por persona.3Me imagino que los noruegos no leen en español; o por lo menos no la mayoría. De lo contrario, todavía se estarían riendo a mandíbula batiente luego de las desmesuradas declaraciones del Gobierno del Estado de Chihuahua.

 Estado el cual, por cierto, a raíz de un informe de la propia OCDE, hace apenas dos años fue calificado como un Estado “estancado” y el único que “ha sufrido una década perdida”.4 Opinión compartida por otros. Tomemos como ejemplo el artículo “El estancamiento de Chihuahua”, suscrito por  Alejandro Canales,quien sobre la base del mismo, refiere: “Chihuahua experimenta un rezago”; “es la única entidad federativa que, en la última década, experimentó una disminución de su PIB”; y “su crecimiento económico experimentó un ligero retroceso”.5

 Ahora resulta que, en dos años, el Estado de Chihuahua ha combatido los rezagos de diez años de atraso y ha revertido los efectos de una “década perdida”;6 absurdo. Y no solo eso, el propio informe señalaba, como problemas específicos de la Entidad: El incremento del gasto del aparato burocrático, los bajos niveles de autonomía fiscal y el hecho de que el Estado había debido recurrir al endeudamiento para financiar el desarrollo.7 Y agregaba textualmente: “La disminución de los ingresos públicos asociados a las recientes recesiones económicas, combinadas con factores estructurales que ejercen presión sobre el gasto público y los gastos de inversión, se han traducido en una creciente dependencia del financiamiento de la deuda para llevar a cabo proyectos de inversión”.8

 Al día de hoy, Chihuahua es el Estado con mayor adeudo per cápita del País y los problemas estructurales de fondo, baja recaudación fiscal y dependencia excesiva del endeudamiento, continúan intactos.Que venga a hablar el gobierno, pues, de finanzas sanas y de un modelo exitoso de gestión pública. Será tonto el que se lo crea.

 Contácteme a través de mi correo electrónico o síganme en los medios que gentilmente me publican, en Facebook (Luis Villegas) o también en mi blog: https://unareflexionpersonal.wordpress.com/

 

 Luis Villegas Montes.

luvimo6608@gmail.com, luvimo6614@hotmail.com

 1 Artículo de la redacción titulado: “Ley de Pensiones de Chihuahua, la mejor del mundo”, publicado en fecha 17 de junio de 2014, por el periódico El Heraldo de Chihuahua.

2Calculado a 13.50 pesos por dólar.

3Artículo suscrito por Juan Pablo de Santis, titulado: “Noruega, el único socialismo del siglo XXI”. Visible en el sitio: http://www.lanacion.com.ar/1637298-noruega-el-unico-socialismo-del-siglo-xxi

4OECD Territorial Reviews: Chihuahua, Mexico 2012. Visible en el sitio: http://www.oecd.org/dataoecd/13/45/50117550.html

5 Visible en el sitio. http://www.ses.unam.mx/publicaciones/articulos.php?proceso=visualiza&idart=1543

6Palabras de Ángel Gurría, Secretario General OCDE, en la presentación del Estudio Territorial de Chihuahua, el 9 de enero de 2012.

7 Op. cit. Pág. 32.

8 Ibidem.

Advertisements

MUNDIAL 1ª. DE DOS PARTES.

Imagen

MUNDIAL 1ª. DE DOS PARTES.

 Pues bien, ya estamos aquí, incómodamente instalados en la segunda semana del esperado Mundial. Antes de proseguir, debo aclarar que las prioridades que fijé a principios de mes (las zozobras del Mundial, la novela por leer y la historia de Luis Abraham) siguen más o menos en el mismo sitio: La novela ya la leí,1 la historia de Luis da para media telenovela (¡Ay, Dios mío!) y el Mundial me está comiendo, implacable, las entrañas. Lo admito, de mis previsiones originales, mi sorpresa mayor fue la debacle de España en el grupo B y el ascenso de Chile. Mi tercer favorito era la Madre Patria (¡Olé!), no de balde es el Campeón del Mundo. En fin, más se perdió en la guerra. Como sea, si no escribo esto, reviento, así que -como dijo Jack “El Destripador”-: “Vayamos por partes”.

 Resulta que, en el Grupo A, deben pasar Brasil y México; en el B, Holanda y Chile; en el C, Colombia y Grecia, aunque con el empate a cero entre helenos y nipones tengo mis dudas. En el D no tengo ni la menor idea de cómo vayan a marchar las cosas; admito que me equivoqué de medio a medio al estar dispuesto a jurar -sobre el cadáver de mi clarividencia futbolera- que Italia debía pasar con 9 puntos. Ahora resulta que el líder del grupo es Costa Rica, ¡con 6 puntos!, al ganarle a Italia 1 a 0 y a Uruguay 2 a1. Ese resultado deja fuera a Inglaterra que ya sumó dos derrotas al hilo por lo que resulta irrelevante, excepto por razones de honor, que pueda vencer a Costa Rica, algo de dudosa manufactura visto que hasta Uruguay le puso una felpa; de donde resulta, que al término de esta primera etapa deberían quedar empatados con 6 puntos Costa Rica e Italia, aunque no más falta que Uruguay derrote a esta última para acabar de poner al mundo de través. En el grupo E, deben pasar Francia y Suiza; en el F, Argentina y Bosnia; en un principio yo le iba a Nigeria pero su empate a 0 con Irán habla muy mal de ellos. En el grupo G sin duda Alemania pasará cómodamente con 9 puntos después de la zacapela que le puso a Portugal con un contundente 4 a 0; pero no debemos descartar que los Estados Unidos, ¡Oh, my God!, den la sorpresa; como sea, espero que no y entonces deberá pasar Portugal con 6 puntos tras vencer a los gringos y a Ghana que, por lo visto, se va a quedar con las ganas (¡Ja!). En el último grupo, el H, Bélgica y Rusia pasarán a la siguiente etapa.

 A partir de estos resultados, los octavos de final deberán transcurrir así: Un Brasil Chile, el 2º segundo lugar de su grupo, con resultados previsibles; y un Colombia contra Costa Rica o Uruguay, según ya vimos. Luego, vendrá Holanda, que barrerá con México, supongo; y un Italia que, por segunda vez en la historia, pasará inmisericorde por encima de Grecia; la primera vez fue en la batalla de Corinto, en el año 146 antes de Cristo. En este punto, Francia sembrará a los bosnios; en tanto que Alemania no esperará el invierno para partirle su mandarina en gajos a Rusia -con lo cual seremos testigos de una reivindicación histórica im pos ter ga ble-. Argentina hará queso de los suizos y Portugal pondrá en su sitio a Bélgica.

 Así las cosas, en los octavos de final, Brasil vencerá a Inglaterra (o Colombia) en tanto que en el enfrentamiento entre Holanda e Italia le voy a la primera (ya vimos que los italianos no andan bien del todo). Por segunda vez en la historia, Alemania va a aplastar a Francia y en vez de 45 días (los que necesitó en 1940 para obligarlos a firmar el armisticio al arribar a París con todo y tanques) solo va a necesitar 45 minutos para hacerlos morder el polvo un gol tras otro. La Argentina de Messi, se va alzar con la victoria en su duelo contra el Portugal de Ronaldo. En las semifinales, entonces, veremos a Brasil derrotando a Holanda y a Alemania bailándole un tango suavecito y desalentador a Argentina, lo que significa, por consiguiente, que el tercer lugar se lo van a disputar las escuadras argentina y holandesa con el triunfo arrasador de esta última. La final, como es inevitable desde el origen mismo de los tiempos, se definirá entre una aguerrida Alemania que, pese a todo, será vencida por los brasileños a partir del sentimiento de culpa de estos últimos, quienes todavía no se recuperan del oprobioso “Maracanazo”, cuando perdió su selección frente a la de Uruguay en la final de la Copa Mundial de Fútbol en 1950. Un complejo larvado, pues, y no la justicia divina, será el que corone campeón del Mundo a Brasil.

 Pese a los párrafos anteriores, el título de estas líneas no obedece a mis pronósticos futbolísticos, no señor; con él, me refiero al inmenso ridículo, un ridículo mundial, que está haciendo el Gobierno del Estado de Chihuahua promocionándose a bombo y platillo en foros internacionales con un supuesto modelo de desarrollo exportable. Lo más gracioso de todo, es el foro en que hace su anuncio espectacular: La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE). Organización que, hace justos dos años, elaboró un “Estudio Territorial sobre Chihuahua”,2 en cuya presentación, el director del organismo, Ángel Gurría, el mismo que anda como loco por las Europas oficiando de “telonero” del Gobernador, afirmó:

 a) A pesar de los esfuerzos institucionales, Chihuahua sigue enfrentando “un número considerable de rezagos y desafíos en áreas claves para su desarrollo”;

b)“El crecimiento económico de Chihuahua en los últimos diez años ha estado estancado”, y

c)“Es el único estado que ha sufrido una década perdida”.3

Continuará…

Contácteme a través de mi correo electrónico o síganme en los medios que gentilmente me publican, en Facebook (Luis Villegas) o también en mi blog: https://unareflexionpersonal.wordpress.com/

 Luis Villegas Montes.

luvimo6608@gmail.com, luvimo6614@hotmail.com

 1 FRANCO. Jorge. El Mundo de afuera. Alfaguara. México. 2014. Pág. 100.

2 OECD Territorial Reviews: Chihuahua, Mexico 2012. Visible en el sitio: http://www.oecd.org/dataoecd/13/45/50117550.html

3 Palabras de Ángel Gurría, Secretario General OCDE, en la presentación del Estudio Territorial de Chihuahua, el 9 de enero de 2012.

MARÍA Y EL MUNDO DE AFUERA.

 

Imagen

 

MARÍA Y EL MUNDO DE AFUERA.

 

“Antes, muchos años antes, una princesa salió del bosque,

a esa misma hora, con el pelo, trenzado en rulos enormes,

como cilindros de oro, y adornados de pétalos, amarillos y rojos”.1

 Las palabras se atropellan. Conozco a una persona muy inteligente -quizá una de las más inteligentes que haya conocido en mi vida- quien desacredita mis arrebatos autobiográficos con una temeridad rayana en la insolencia. Sin embargo, no tengo alternativas, estas líneas las dicta la cotidianeidad de mi entorno, imposible de resistir. ¿De qué podría -o debería- escribir? ¿De la novela que da título a estos párrafos y recién empiezo a leer? ¿De los avatares del Mundial que apenas inicia? ¿De Luis Abraham (a quien ya le adelanté el nombre de la escuadra triunfadora)? ¿De María? Lo pienso un poco y me decido de golpe sin titubeos: María, por supuesto. Las zozobras de la Copa del Mundo recién comienzan, la novela no se va a ir a ningún lado y la historia de Luis va para largo.

 Así las cosas, ¿por qué María?, porque justo el domingo 8 de junio, María, mi María, cumplió 18 años.

 Huelga decir que no. Que no lo parece. Y no es solo que yo la vea pequeñita y diminuta (lo es, lo está), vestida con esa espléndida cascada de pelo que la viste y la hace ver hermosa (más de lo que ya es), no, es solo que no puedo contemplarla como una mujer en ciernes. Me resisto a pensarla, a imaginarla siquiera, ajena a mí por el correr de los años. La veo y me pregunto cómo ocurrió, en qué momento dejó de ser la niñita regordeta de rostro ofuscado y sonrisa esquiva. Dice don Diego -lo hace decir su autor-: “Los niños crecen muy rápido […] Uno se acostumbra a su risa y a los alborotos, y el día menos pensado crecen y dejan de sonar como niños, y ahí es cuando uno comienza a extrañar su bulla y sus carcajadas”.2

 Yo no he empezado a extrañarla, la tengo aquí, todavía, pero de algún modo he empezado a perderla. El Ipad y el Iphone se alzan amenazadores entre nosotros; no sé cómo -he sido testigo atónito del fenómeno-, pero puede colocarse el celular entre la oreja derecha y el hombro, pintarse la uñas de los pies, ver la televisión y picarle no sé qué ni para qué a la tablet mientras ríe, chilla y escucha atenta la misteriosa voz que la atosiga. Ya no va al cine con nosotros, prefiere no ir o ir con sus amigos; y posiblemente he empezado a hablar en tártaro o en japonés porque cada día que pasa son más frecuentes nuestros desencuentros. Otras veces, rodeada de sus amigas (a veces se quedan a dormir cuatro de ellas en la misma habitación; duermen en el suelo, en la cama, en un sillón -y luego hay que darles desayuno a todas pues se levantan a medio día soñolientas, con un hambre voraz-), se adentra en los secretos de una adolescencia tardía que despunta ya como prematura adultez. Hace planes incesantes y todo guarda relación con esa promesa amarga de crecer a toda prisa: Quiere estudiar computación, aprender chino, mejorar su inglés, sacar la licencia de manejo y se relame los imaginarios bigotes pensando en la credencial para votar con fotografía que, imagina, le abrirá en breve las puertas de… los “antros”.

 Yo la veo y no me resigno. Echo una mirada hacia atrás y me doy cuenta que no he sido el padre que hubiera querido ser -en ocasiones me pregunto si alguno de nosotros lo es-, pero alcanzo a darme cuenta de lo obvio: No es posible volver en el tiempo. No sé qué daría por poder abrazarla de nuevo -cuando todavía podía acomodarse sin dificultad entre mis brazos y colocarla sobre el pecho mientras siento su corazoncito latir junto al mío-, reír con ella, hacerle cosquillas o llevarla al parque a enseñarle a andar en bicicleta (no lo hice). En ocasiones perdemos mucho de nuestra propia vida, tratando de vivir otra mientras la verdadera, la auténtica, la única, se nos escapa sin reparar en ello; sin darnos cuenta que la “felicidad” (esa promesa evanescente que supuestamente nos aguarda detrás de cada esquina), está en esas pequeñas cosas que guardan relación con unos ojitos luminosos y pizpiretosque nos miran fijo mientras preguntan: “¿Por qué?”, una manita regordeta aferrada a la nuestra, unos dedos pringosos con sabor a caramelo o una sonrisa fácil de conseguir merced a un mínimo ardid, a una trampa inocente o a un juego dulce y bobo.

 Como sea, no tengo palabras y debo contentarme con el lugar común de cualquier cumpleaños: “¡Muchas felicidades, Princesa! Que Dios te guarde y te conceda, muchos, muchos, muchos años más de vida; que seas muy, muy feliz; y que consigas todo lo que te propongas en los años por venir”. Yo aquí estaré, esperándote, con los brazos abiertos, deseándote lo mejor cada 8 de junio o, para el caso, cada 5 de mayo o 16 de febrero, exactamente igual a como empecé a esperarte aquel día, lejano ya, en que me avisó tu mamá que venías en camino.

 Contácteme a través de mi correo electrónico o síganme en los medios que gentilmente me publican, en Facebook (Luis Villegas) o también en mi blog: https://unareflexionpersonal.wordpress.com/

Luis Villegas Montes.

luvimo6608@gmail.com, luvimo6614@hotmail.com

 

1 FRANCO. Jorge. El Mundo de afuera. Alfaguara. México. 2014. Pág. 100.

2 Op. cit. Pág. 29.

BREAKING BAD O MEMORIAL DEL ENGAÑO.

ImagenImagen

BREAKING BAD O MEMORIAL DEL ENGAÑO.

 Ya terminé la sexta y última temporada de “Breaking Bad”. Dicho así no tiene chiste. Si usted fuera mi interlocutora (o mi interlocutor) podría exclamar raudo y expedito: “Te vendo un marrano”. Pero no, no, no; usted estaría completa, total y absolutamente equivocada o, para el caso, equivocado. Porque “Breaking Bad” no es una serie más, no señor; “Breaking Bad” es LA Serie. Para que no se me vaya a acusar de parcial (dicho vulgarmente de “hocicón”) ni de andar contando los pormenores de la trama, vayan los siguientes datos: En septiembre de 2013, “Breaking Bad” entró al Libro Guinness de los Récords como la serie mejor puntuada de la historia, con una marca de 99 sobre 100; en tanto, IMDb la posicionó como la mejor serie de la historia. Por lo que hace a la trama, tenemos que la serie narra la historia de Walter White (Bryan Cranston) un aburrido y honorable profesor de química, quien lleva una vida completamente normal hasta que le diagnostican cáncer de pulmón y requiere garantizar el futuro de su familia, por lo que junto a su ex-alumno Jesse Pinkman (Aaron Paul), decide empezar a “cocinar” metanfetamina. A partir de ese punto, todo puede ocurrir. La expresión inglesa “breaking bad”, que da título a la serie (aunque no tiene traducción literal), sirve para expresar un cambio de actitud y empezar a hacer cosas peligrosas desafiando la ley.

Podría decirse que uno de los aspectos más relevantes de la serie es el proceso que transforma a un “buen hombre”, el recto profesor, el padre de familia intachable, en un delincuente desalmado, pragmático y eventualmente cruel.

Sin embargo, si nos quedáramos ahí, en los lindes de la anécdota, la historia no daría más de sí. Lo que terminó por “conmoverme” de la serie fue, casualidad o no, que coincidió con la lectura de un libro que terminé precisamente el pasado fin de semana, “Memorial del engaño”, de Jorge Volpi.1 La primera novela que leí de él, “En busca de Klingsor”,2 me fascinó; Volpi trata con gran acierto, temas y tramas elusivos para la mayoría de los novelistas latinoamericanos de éxito, quienes de manera asaz frecuente suelen recrear su entorno y, tristemente, no salir de ahí, del cómodo paraje de lo cotidiano. En “Memorial del engaño”, Volpi se supera a sí mismo y nos brinda una novela lúcida, inteligente, documentada, muy bien escrita, sobre un tema de actualidad. Dice la contraportada:

 “El 17 de septiembre de 2008, dos días después de que se declarase la quiebra de Lehman Brothers, J. Volpi, uno de los genios financieros y mecenas de la ópera más respetados de Nueva York, abandonó intempestivamente sus oficinas de JV Capital Management. Ese mismo día las autoridades lo acusaron del desfalco de 15 mil millones de dólares, cifra considerablemente menor de los 65 mil millones de Bernard Madoff pero suficientes para acreditarlo como otro de los grandes criminales financieros de nuestra era. […] Con un tono que revela el cinismo propio de los ‘amos del universo’ que lucraron sin límites durante la burbuja inmobiliaria, Memorial del engaño es el recuento en primera persona de cómo una pléyade de expertos financieros, inversionistas, reguladores y políticos —y varios premios Nobel de Economía— orquestaron una de las mayores catástrofes económicas de todos los tiempos”.

 Ahora bien, el punto de encuentro entre la serie y la novela es el siguiente: A su modo, ambas nos cuentan una historia de autoengaño. Las dos contienen una narración pormenorizada de cómo nosotros, los seres humanos de carne y hueso, estamos a un tris de convertirnos en auténticos monstruos, una vez que abrimos las compuertas de la autocontención; una vez que por debilidad o cinismo, indolencia o codicia, renunciamos a regir nuestros actos a partir de un mínimo de decencia. Recurro de nuevo a la contraportada:

 “Sí, yo defraudé a un centenar de inversionistas. Sí, entre ellos había fondos de pensiones, universidades, hospitales. Sí, engañé a mis amigos, puse en riesgo a mis socios y a mi familia. Sí, soy un monstruo, un peligro para la sociedad. Pero quienes me señalan con sus índices flamígeros mientras contemplan el skyline de Manhattan no son mucho mejores”.

 ¿Cómo se llegó a ese extremo? ¿A partir de qué mecanismos, de qué estúpidas verdades “universales”? ¿Cuántos cómplices hubo? ¿Cuántos tipos de complicidades? Y el autor nos responde:

 “¿Fuimos nosotros? ¿De verdad? […] Por supuesto no lo hicimos solos, se necesitó el concurso prolongado de miles, tal vez millones de voluntades cómplices -o ambiciosas y sedientas, o ciegas y estúpidas- a lo largo de tres lustros, políticos irresponsables, aviesos banqueros, burócratas internacionales sin escrúpulos, académicos e inversores tan embrutecidos por Hayek y Friedman como yo, y por supuesto un número incontable de ciudadanos anónimos, tan ingenuos como avariciosos (es muy probable, querido lector, que tú seas uno de ellos)”.3

 Como siempre, como en todo, el origen del mal se encuentra en uno mismo: En nuestra cobardía, en nuestra estulticia, en nuestra avidez, en nuestra prisa, en nuestra incapacidad para resistir la tentación; sea esta cual sea, la cara que nos muestre, el nombre que posea, la ropa con que se vista, la sonrisa (o el guiño) con que nos llame: “Todo empezó hace unos diez años, les dije. No fue intencional, al menos al principio. […] Poco a poco se convirtió en costumbre”; escribió Volpi.4

 Contácteme a través de mi correo electrónico o síganme en los medios que gentilmente me publican, en Facebook (Luis Villegas) o también en mi blog: https://unareflexionpersonal.wordpress.com/

Luis Villegas Montes.

luvimo6608@gmail.com, luvimo6614@hotmail.com

1 VOLPI. Jorge. Memorial del Engaño. Alfaguara. México. 2013.

2 VOLPI, Jorge. En busca de Klingsor. Seix Barral. México. 1999.

3 Memorial del Engaño. Op. cit. Pág. 117.

4 Ibid. Pág. 29.

LA RESURECCIÓN DE LOS SOVIETS: OTRA VEZ EL “VIVEBÚS”. 2ª DE 2 PARTES.

Imagen

 

LA RESURECCIÓN DE LOS SOVIETS: OTRA VEZ EL “VIVEBÚS”. 2ª DE 2 PARTES.

 No obstante, los halagüeños augurios -reseñados en un artículo previo- se estrellaron con la dura realidad de los hechos. Sin pretender defenderlos, pues en realidad se trata de un pequeño pulpo codicioso y voraz en manos de priístas (que hasta flamantes senadores le han dado a la República), quienes durante décadas han condenado a los chihuahuenses a un transporte público sucio, caro e inseguro, lo cierto es que resulta falso que los concesionarios hayan “quebrado” una empresa que, desde sus mismos orígenes, estaba condenada al fracaso: “Los villanos del ViveBús, tienen nombre y apellido, el primero se llama Jorge Doroteo Zapata García y el segundo Francisco Javier Lozoya Ontiveros. No son los únicos, sí los mayores y más representativos, sobre quienes recae la responsabilidad más grande del fracaso, siendo ellos los encargados de hacerlo rodar con éxito”;1 muy por el contrario, los datos contradictorios, las francas mentiras, la pésima planeación y los fallos del sistema, se evidenciaron desde los primeros días de operación e incluso meses antes.

 El costo.

 Como ya vimos, en su III Informe de Gobierno, el Gobernador del Estado dijo que la inversión del proyecto fue de 745 millones de pesos;2en contraste, dos meses antes, durante la inauguración del sistema, el propio Gobernador señaló que el monto de la inversión había sido “de mil millones de pesos”;3empero, con datos del FONADIN, resulta que la inversión total del proyecto fue de solo 886 millones;4 ¿a quién le creemos?

 El aforo.

 Desde el arranque del proyecto, se afirmó que habría aproximadamente 122 mil usuarios;5 dato idéntico al contenido en la Iniciativa enviada por el Gobernador para reformar la Ley de Transporte;6 pese a ello, durante el citado foro, “Taller Ruta Crítica para la Implementación del Nuevo Sistema de Transporte Urbano de la Ciudad de Chihuahua”, se habló de “más de 300 mil chihuahuenses al día”;7 en contraste, al momento de su entrada en operación solo se habían expedido 84 mil 678 tarjetas.8Dicho en otras palabras, respecto de la primera proyección, los especialistas se habrían equivocado en más de un 30%; respecto de la segunda, esta sí constituye una auténtica catástrofe pues el yerro es superior al 71%; ¿a quién le echamos la culpa?

 La 1ª. semana de operación.

 Los errores se evidenciaron desde la primera semana de operación. Pues no solo la capital del Estado amaneció el lunes 26 de agosto con bloqueos ciudadanos en las calles del centro histórico; sino que la queja se hizo consistir, precisamente, en la insuficiencia de camiones: “Según los usuarios, el primer motivo que detonó las manifestaciones, fue el que la ruta de las 7:00 horas llegó con más de 15 minutos de retraso, lo que ocasionó que alrededor de 400 personas se juntaran en espera de abordar una misma unidad”.9

 El “exitoso” acuerdo con los concesionarios.

 En su lucha contra “el pulpo”, el Gobierno modélico, patentado y conducido por el genio del Gran Guía, tuvo sus altibajos. En la base de todo el sistema, estaba el dichoso acuerdo que llenó de júbilo los corazones de los involucrados.10 Durante la inauguración, el titular del Ejecutivo afirmó que los derechos laborales de los choferes no cambiarían, habría “capacitación para que fueran más eficientes en su responsabilidad y tuvieran la seguridad de “poder realizar su trabajo de manera digna y mejor remunerada”.11Menos de nueves meses después de tan rimbombantes declaraciones, ya les estaban “preparando el despido” a más de 250 de ellos.12

 La transparencia.

 Otra vez en la inauguración, el Gobernador del Estado aseguró que habría “transparencia en el uso y ejercicio de los recursos que próximamente la Coordinadora de Transporte Colectivo tendrá”.13 Como luego dicen, “cae más pronto un hablador que un cojo”; medio año más tarde, alegando la existencia de una supuesta “laguna legal”, el Congreso del Estado (la “Corte” variopinta del soberano en turno) se negó en redondo a practicarle una auditoria a la empresa, pese a tratarse de un organismo a cargo de un servicio público, a partir de un esquema de derecho público.14

 La requisa.

 La “Luna de Miel” terminó cuando el Gobierno del Estado, de manera sorpresiva, anunció la requisa de la ruta roncal y decidió que los concesionarios sólo manejaran las rutas alimentadoras.15

 El amparo.

 Sin embargo, el sainete no ha concluido pues los concesionarios se ampararon y, ¡oh, sorpresa!, el Juez de Distrito les concedió la protección de la justicia federal a los inconformes.16

 Del apretado resumen que antecede, contrastado con las expectativas generadas por el propio Gobierno, es claro que es este quien, desde el arranque mismo del proyecto, con información poco fiable y sin una adecuada planeación, sentó las bases del desastre. Por eso: Si él lo descompuso, que él solito lo componga.

 Escríbame a mi correo electrónico o síganme en los medios que gentilmente me publican, en Facebook (Luis Villegas) o también en mi blog: https://unareflexionpersonal.wordpress.com/

 Luis Villegas Montes.

luvimo6608@gmail.com, luvimo6614@hotmail.com

1 Nota suscrita por Luis Froylán Castañeda, con el título: “Los villanos del ViveBús tienen nombre y apellido”, publicada el 11 de mayo de 2014, por el periódico El Diario.

2 Informe Político. Gobierno del Estado de Chihuahua. Pág. 87.

3 Nota suscrita por Indira Ruiz, con el título: “Inaugura César Duarte el Vive Bús en Chihuahua”, publicada el 25 de agosto de 2013, por el periódico La Prensa.

4 Visible en Internet, en el sitio identificado a continuación, consultado el 28 de mayo de 2014 (11.15 am): http://www.ctsmexico.org/sites/default/files/CARLOS%20MIER.pdf

5 Visible en Internet, en el sitio identificado a continuación, consultado el 28 de mayo de 2014 (11.00 am): http://embarqmexico.org/node/725

6 Publicadas mediante Decreto No. 1303-2013, II P.O., publicado en el Periódico  Oficial del Estado No. 55, del 10 de julio de 2013.

7 Visible en Internet, en el sitio oficial identificado a continuación, consultado el 28 de mayo de 2014 (11.30 am): http://www.chihuahua.gob.mx/Principal/plantilla5.asp?cve_Noticia=8859

8 Visible en Internet, en el sitio identificado a continuación, consultado el 28 de mayo de 2014 (10.45 am): http://comunidad7.com/not/4821/arranca_la_operacion_de_vivebus_y_se_ajusta_su_operacion_e_informacion_a_los_ciudadanos

9Nota suscrita por Heidi Rodríguez, con el título: “Bloqueos y protestas en primera semana del ViveBus”, publicada el 26 de agosto de 2013, por el periódico El Norte.

10 Nota de la redacción, con el título: “Crean la coordinadora de transporte colectivo de Chihuahua” publicada el 10 de febrero de 2012, por el periódico electrónico LaOpción.

11Nota suscrita por Pedro Fierro, con el título: “Ante demanda Vivebús gratis hasta el viernes: Duarte”, publicada el 24 de agosto de 2013, por el periódico electrónico Tiempo la noticia digital. Visible en Internet, en el sitio identificado a continuación, consultado el 02 de junio de 2014 (21.00 hrs.): http://www.tiempo.com.mx/_notas/1535500

12Nota de la redacción, con el título: “Alistan despido de 250 choferes del ViveBús”, publicada el 17 de mayo de 2014, por el periódico El Diario de Chihuahua.

13Nota suscrita por Pedro Fierro, con el título: “Ante demanda Vivebús gratis hasta el viernes: Duarte”, publicada el 24 de agosto de 2013, por el periódico electrónico Tiempo la noticia digital. Visible en Internet, en el sitio identificado a continuación, consultado el 02 de junio de 2014 (21.00 hrs.): http://www.tiempo.com.mx/_notas/1535500

14Nota suscrita por Antonio Hernández, con el título: “Sigue la grilla entre diputada y auditor”, publicada el 19 de mayo de 2014, por el periódico electrónico elpueblo.com. Visible en Internet, en el sitio identificado a continuación, consultado el 02 de junio de 2014 (20.30 hrs.): http://www.elpueblo.com.mx/notas/Sigue-la-grilla-entre-diputada-y-auditor

15 Nota suscrita por Miroslava Breach Velducea, con el título: “El gobierno de Chihuahua requisa el sistema de transporte Vive Bus”, publicada el 18 de mayo de 2014, por el periódico La Jornada.

16 Nota suscrita por Orlando Chávez Echevarría, con el título: “Procede juicio de amparo para los concesionarios del ViveBús”, publicada el 29 de mayo de 2014, por el periódico El Diario